En el mundo del cine, normalmente cuando una película recibe una gran acogida por parte de la crítica, el público suele compartir la misma opinión, en más o menos medida (aunque eso no implique necesariamente que llegue a verla mucha gente). Sin embargo, existen películas que han recibido una alabanza unánime o casi unánime por parte de la crítica pero que luego, al estrenarse, se han encontrado con un público que la ha valorado muy por debajo de como la habían valorado las críticas.

SPONSOR

Esto puede pasar debido a que la película no sea muy comercial y se haya intentado comercializar demasiado (que llegue a un público que no era su público objetivo) o que se haya malinterpretado o infravalorado por otras razones. Hoy, os dejamos seis películas que han sufrido una lluvia de críticas por parte del público después de haber sido enormemente alabadas por los críticos. Empecemos.

The Witch (2016)

Empezamos por la más reciente de todas, la cinta de terror independiente The Witch, dirigida por Robert Eggers. ¿Qué es lo que ha pasado con esta película? Algo muy sencillo: que se ganó de forma unánime a la crítica y, debido a este éxito, decidió comercializarse de forma considerable (sobretodo para ser una película salida de Sundance) y se vendió como una película de horror al uso. El problema está en que la gente esperaba terror fácil y sustos y se encontraron con un producto de terror psicológico que se decantaba más hacia una atmósfera hanekiana que a una película de susto fácil. Su pausado dramatismo y su creciente tensión no convencieron al espectador medio, que la calificó de aburrida y mala.

The Village (2004)

Este es uno de los casos más sonados de este suceso. Hay tanta gente que te puede decir que es una obra maestra como gente que te dirá que es un bodrio. A esta película le paso algo similar al caso que acabamos de ver. El reputado director M. Night Shyamalan se arriesgó increíblemente al crear una película que consiguió sorprender y enfadar por partes iguales a medio mundo. Creó un interesante y bello estudio sobre el terror y el ser humano y lo camufló con una película de terror y consiguió ganarse el respeto de los críticos. Pero como no, se vendió solamente como película de terror. Y el resultado fue desastroso. Gracias a esta película, miles de personas juraron nunca volver a ver nada más de este director.

 

Spring Breakers (2012)

Probablemente estamos ante el caso más exagerado de toda esta lista. En este caso, también nos encontramos ante un problema de expectativas. Aunque, en este caso, el director era plenamente consciente de lo que hacía. Harmony Korine es un nombre que muchos cinéfilos conocerán muy bien, pues fue el guionista de la rompedora Kids de Larry Clark, así como director de muchas otras películas similares.

En esta película, igual que había hecho siempre, mostraba un crudo y exagerado retrato de la juventud, pero esta vez lo hizo adaptándose a la actualidad, mediante actrices famosas adolescentes y una estética de neón y superficialidad. Consiguió crear una película experimental que explora los límites morales de la adolescencia moderna pero la camufló de tal forma que pareciera una mala película hecha para vender de sexo, drogas y violencia. Consiguió una de las mejores actuaciones de la carrera de James Franco y el reconocimiento de la crítica, pero también consiguió los insultos generalizados del público.

SPONSOR

The Girlfriend Experience (2009)

Este pasado año realizaron una serie con el mismo nombre basada en esta película. Dirigida por Steven Soderbergh, esta película nos mostraba de forma casi documental la vida de una prostituta de lujo (interpretada por Sasha Grey, una actriz porno en ese momento). Si bien, por lo general, se ganó una gran alabanza por parte de la crítica, hubo muy pocos espectadores que la consideraron algo más que un experimento cualquiera con poco que ofrecer.

Borat (2006)

Sí, Borat. Igual resulta una sorpresa para más de uno, pero esta película fue muy bien recibida por la crítica. Dirigida por Larry Charles, todos destacaban su ingenioso y sarcástico tono para poner en duda la sociedad estadounidense. Sin embargo, se distribuyó comercialmente como una comedia tonta y nadie le dio crédito por su fondo, volviéndose en una película que gusta a mucha gente pero que pocos valoran por su mensaje.

¿Sabíais que la película de Whiplash se basó en un cortometraje? Mírate este artículo para saber más: El cortometraje que inspiró a Whiplash es una verdadera joya.

Monsters (2010)

Esta curiosa película de Gareth Edwards se ganó el favor de la crítica en cuanto salió, sin embargo no pasó lo mismo una vez se encontró con el público. La gente esperaba encontrarse la típica película de extraterrestres y se encontró con una lenta y evolutiva película intimista sobre una situación de desigualdad social camuflada por una historia de invasión extraterrestre (la cual no dejaba de tener importancia). Sin duda una de las películas de extraterrestres más interesantes del cine moderno.

 


¿Que otro caso conoces?

Esperamos que te haya gustado el articulo, seria grandioso que lo agradezcas compartiéndolo en las redes.

¡Sigue navegando por el blog!

SPONSOR

¿Te ha gustado el articulo?